Ciudad de México, México (13 de Octubre de 2020).- La Oficina Federal de Investigación (por sus siglas en inglés FBI) agregó a su lista de los 10 más buscados al líder del Cártel de los Beltrán-Leyva en San Pedro Garza García, Nuevo León, José Rodolfo Villarreal-Hernández, El Gato.

En un comunicado, el FBI añadió que Villarreal-Hernández es buscado por presuntamente ordenar rastrear y asesinar a un hombre en Southlake, Texas, con lo cual se une a Rafael Caro Quintero en este top ten.

El programa de recompensas contra la delincuencia organizada transnacional del Departamento de Estado ofrece una recompensa de hasta un millón de dólares por información que conduzca directamente a su arresto.

Foto Reuters

La víctima del asesinato de Texas, de 43 años de edad, recibió un disparo mientras estaba sentada en el asiento del pasajero de su vehículo afuera de un exclusivo centro comercial en un suburbio de Dallas-Fort Worth, el 22 de mayo de 2013.

Su esposa estaba parada cerca de la puerta del lado del conductor cuando fue asesinado, en las primeras horas de la tarde, mientras el centro estaba lleno de compradores.

Según las pruebas y testimonios reunidos en los juicios de los acusados ​​de rastrear y matar al hombre, Villarreal-Hernández ordenó y financió un esfuerzo de varios años para encontrar y vigilar a la víctima y luego matarlo.

Foto Quadratin

Los investigadores creen que Villarreal-Hernández tenía un rencor personal de varios años contra la víctima.

Destacó que varias de las personas involucradas en el rastreo y asesinato de la víctima ya se han declarado culpables, han sido juzgadas y condenadas o están a la espera de juicio en un tribunal federal.

“Por el hecho de que Villarreal-Hernández estuviera dispuesto a enviar gente a los Estados Unidos para rastrear a alguien y luego ejecutarlo en un vecindario de Texas, debemos dar el ejemplo de que esto no será tolerado, dijo el agente especial del FBI, Gary Koenig.

Foto Reuters

Koenig ha estado investigando a Villarreal-Hernández desde que ocurrió el tiroteo en 2013. El aparente papel de El Gato en el tráfico de drogas hacia Estados Unidos y la evidencia que lo vincula con más de 10 asesinatos en México han hecho de este caso una prioridad absoluta para las autoridades estadounidenses y mexicanas. “Es un tipo despiadado”, dijo Koenig.

Villarreal-Hernandez tiene 42 años de edad, cabello negro y ojos marrones y mide 5 pies 4 pulgadas de alto. Se cree que pesa alrededor de 165 libras (74kg aproximadamente) y es probable que esté escondido en México.

Quadratin