Ciudad de México, México (9 de enero de 2019).- El Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador insistió en que el plan para combatir el robo de combustible que se implementa desde hace 13 días en el país se queda tal y como está diseñado.

Durante la conferencia de prensa matutina le pidió a la ciudadanía paciencia y no realizar compras de pánico.

“Sería fácil abrir los ductos y se normalizo ya la situación pero mantener a sabiendas el robo, es decir, tolerar el robo, eso no lo vamos hacer. Vamos a resistir todos las presiones”

Sin embargo, convocó a los transportistas apoyar a PEMEX para que las gasolinas se puedan enviar vía terrestre y frenar los retrasos en la llegada del combustible a las estaciones de venta, luego del desabasto que se ha sufrido en varios estados del país.

Andrés Manuel López Obrador señaló que parte del retraso en el abasto de gasolina en las estaciones de Ciudad de México, se debe a que se registró una fuga que pudo ser ocasionada por huachicoleros en un ducto de PEMEX que se localiza en Hidalgo.

Además, informó que ayer fue el día en el que menos robo de combustible hubo ya que solo se robaron lo equivale a 27 pipas de combustible.

Concluyó insistiendo que los gobiernos anteriores toleraron el robo de combustible y no hicieron nada por detenerlo.

Redacción