Ciudad de México, México, (8 de noviembre de 2018).- Tras la presentación de la iniciativa para la regulación y el control de la cannabis que se realizó en la sesión de este jueves, el Senado abrirá un proceso consulta con la sociedad academias representantes de la sociedad civil para escuchar todas las opiniones, sean a favor o en contra.

“Queremos hacer la aprobación antes de que concluya el año, pero también queremos decirle al público en general, a las asociaciones, sociedad civil y expertos que habrá un compás de aceptación de propuestas para la modificación de la ley, adiciones o enriquecimiento de la propuesta de ley”, dijo el coordinador de la bancada, Ricardo Monreal.

El también presidente de la Junta de Coordinación Política recalcó que esta regulación reducirá en parte la violencia generada por el narcotráfico.

“Es una ley que nosotros creemos necesaria. Es el momento de aprobar. Es el momento de generar condiciones para que pueda pacificarse el país, pueda eliminarse la prohibición del uso lúdico de la marihuana y puedan derrumbarse mitos del pasado que hasta este momento están presentes y que han generado violencia en ascenso en nuestro país entre otras cosas por la prohibición del uso lúdico de marihuana”, dijo en entrevista.

Monreal Ávila rechazó que sea apresurado aprobar una iniciativa de este calado en menos de 60 días y se que escuchará a todos durante el proceso de dictaminación.

El coordinador morenista rechazó que está legislación pueda beneficiar a los grandes capos del narcotráfico y, en cambio, significará la posibilidad de liberar a muchas personas que fueron encarceladas por consumo y posesión de marihuana.

“Una vez que se apruebe la ley, recuerden que el artículo 14 constitucional establece la retroactividad de la ley; que se aplica la ley siempre y cuando beneficie a la persona y, en este caso este principio de retroactividad sí puede beneficiar a las mujeres encarceladas por haber consumido, transportado o haber generado algún delito contra la salud en sus distintas modalidades”.

Finalmente, Ricardo Monreal dijo que México legislará sin temor a posibles represalias del gobierno de los Estados Unidos.

“No tenemos porqué estar condicionados a que si están contentos o están enojados. Es una legislación interna, con autonomía del Congreso y, en ese sentido, respetamos lo que opine Estados Unidos, pero nosotros no nos metemos con sus leyes. Por eso es que aquí lo vamos a hacer, con autonomía e independencia como Poder Legislativo”, expresó.

Por su parte, el senador Gustavo Madero reconoció que se trata de una iniciativa que busca atender un problema serio y dijo no tener duda de que el espíritu de la iniciativa ayudará a encontrar opciones de futuro qué necesitan los mexicanos.

El coordinador del PRD, Miguel Ángel Mancera, se adhirió a la propuesta de la senadora Olga Sánchez Cordero; hicieron lo mismo senadores de diversas fracciones políticas.

La iniciativa se turnó a las comisiones de Salud, Seguridad Pública y Estudios Legislativos Segunda para su mayor análisis y dictaminación.

Ángel Gallegos