Ciudad de México, México (28 de febrero de 2018).- Sería un “retroceso gravísimo”  suspender o cancelar la evaluación docente, ya que los beneficios de las cúpulas sindicales magisteriales ofrecen a los maestros no pueden estar por encima de los derechos de los niños a la educación, advirtió Alejandro Ramírez, presidente de Mexicanos Primero.

Y es que se trata de poner antes que nada el derecho de los niños a aprender, y contar con una educación sistemática y de calidad, apuntaron.

“Es momento de decidirnos que la transformación educativa pase de las leyes a las aulas y que los maestros se conviertan en protagonistas”, instó.

Durante la presentación del proyecto La Escuela que Queremos, de Mexicanos Primero, especialistas diagnosticaron que de los males de México, como la corrupción, la delincuencia y la violencia, se deben a la desigualdad y la falta de educación en el país. Por ello urgieron a quien se sienta capaz de dirigir a la nación a fortalecer el proyecto educativo nacional.

Mexicanos Primero, dijo, pugna por el impulso el Estado de Derecho, la competitividad, la transparencia, la participación de los jóvenes, el combate a la corrupción, y recalcó que no se puede mirar hacia el pasado y llevar al inmovilismo y la complacencia sin rendición de cuentas, ni tampoco al afán pragmatico que únicamente busca el interés económico sin importar el origen de los recursos.

Angel Gallegos