Un boiler es testigo de que el ecológico y nuevo residencial San José es casi polvo.

 

Su edificación concluyó en noviembre de 2016, aunque comenzó a ocuparse en 2017 después de que sus dueños pagaron más de 2 millones de pesos por cada departamento.

“Un fraude, te lo venden como un edificio de nuevas tecnologías y resulta ser que no duran ni un año su cimentación y sus estructuras son frágiles”, explicó Luis Reséndiz, propietario depto. 503 Residencial San José

La torre donde fallecieron dos personas el día del terremoto siempre le dio a vuelta a la ley.

Según los vecinos levantaron un piso más de lo permitido y el responsable de obra no tenía permisos vigentes para supervisar.

En agosto, las inundaciones llegaron al estacionamiento y el responsable de la obra Juan Duay Huerta aseguró que inmueble no tenía fallas en su esqueleto.

“No hay ningún problema estructural cómo puede ver licenciado no hay ninguna grieta que esté afectando la estructura del edificio lo he revisado varias veces. Son fisuras del colado normal”

El sismo comprobó que sus dichos eran mentira.

De ahí, la delegación Benito Juárez ordenó una investigación.

“Dimos cuenta a la Contraloría Interna para que haga una investigación de quien resulte responsable”, comentó Christian Von Roerich, Jefe Delegacional Benito Juárez

Por su parte, peritajes de la procuraduría capitalina presentados este jueves son claros.

 “La memoria de cálculo no corresponde a los planos estructurales, cimentación no corresponde a lo asentado en el estudio de mecánica de suelo, no cuenta con aceros y sostén para soportar la edificación, no cuenta con la constancia de seguridad estructural”, señaló en conferencia de medios, Edmundo Garrido Osorio,  procurador general de Justicia de Ciudad de México.

Con estos datos, un juez ordenó detener a dos personas por homicidio por dolo eventual.

Hasta hace unas horas sólo una persona fue aprehendida en el Estado de México.

Noticia que para los vecinos sólo representa un rayo de justicia.

“Es parte de los responsables pero no el responsable final que nosotros quisiéramos que detuvieran que es quien nos va resarcir el daño”, señala Luis Reséndiz

Las piezas más importantes de este caso todavía son prófugos de la justicia, de ahí que la procuraduría capitalina no descansa para dar con su paradero y se espera que en breve se emitan dos órdenes más de detención para los colaboradores de esta empresa

***Nota de Irving Pineda transmitida el 26 de octubre de 2017***

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s