CIUDAD DE MÉXICO (14 de julio de 2107).- Es un hecho, ¡podemos dar por inaugurada la temporada vacacional de verano! Pero no todo es una montaña de gastos.

No te quiebres la cabeza, acá te damos algunas recomendaciones para que no termines tan ‘roto’ o en números rojos esta temporada.

*Entre más, mejor: si lo que quieres es lanzarte afuera de la ciudad, puedes optar por organizarte con tu familia o amigos para dividir los gastos. Hay muchas páginas en internet donde puedes conseguir casas o departamentos en renta, y que te salga muchísimo más barato que hospedarte en un hotel. Incluso, y si eres de esos aventureros, pueden optar por acampar.

*Autosardina por el país: por precaución, no deben ser más de cinco personas –exagerando seis- por autos compactos. Así que aprovecha eso para llevarte a algunos que te ayuden con los costos de las casetas y gasolina. Y si son camionetas ¡mejor!

*Comida con sabor casero: aunque consideramos que las vacaciones son para descansar, también debemos pensar que con lo que se gasta en un platillo individual en cualquier restaurante, podrías elaborar una comida hogareña hasta para tres personas.

*Tarjetas amigables: por ejemplo, todos aquellos suscritos al INAPAM tienen muchos beneficios y descuentos. Pasa lo mismo con los estudiantes y sus credenciales vigentes.

*Cazadescuentos: si lo que quieres es un boleto de avión o un paquete súper completo, lo más conveniente es que busques con meses de anticipación (las aerolíneas dicen que lo mejor es hacerlo un martes o jueves a las 11:00 am). Generalmente, hay temporadas de descuentos (hasta del 60%) donde puedes adquirir tus boletos y paquetes para viajar dentro de los siguientes seis meses.

*No lugares comunes: además de que puedes terminar un poco ‘engentado’, los precios aumentan acorde a la demanda. Por ello también una buena idea sería conocer lugares nuevos, sobre todo si vas en temporada alta.

*¿Acapulco en la azotea?: ¡También es válido! Puedes aplicar un rato de piscina en el jardín de tu casa, junto con una rica carne asada y tu familia o amigos presentes.

*Turista en tu ciudad: muchas veces olvidamos lo valioso y rico del lugar donde vivimos, por ello una buena opción es salir y aventurarte a dar la vuelta a lugares, museos, restaurantes, zoológicos, o atracciones al interior de tu ciudad. Por ejemplo, en la Ciudad de México tenemos una inmensa cantidad de museos y monumentos con costos bajos, e incluso algunos son gratuitos.

*Maratones… en tu casa: obvio, quieres descansar y no saber nada del mundo exterior. Entonces, es momento de cumplir con esa lista de películas pendientes, muchas palomitas, y armar una maratón con la familia y/o amigos. Eso también puede aplicar en deportes o alguna otra actividad que disfrutes en grupo.

*Balnearios, sí: aunque muchas veces satanizamos estos lugares, no dejan de ser una excelente y económica opción para quienes quieren dar el chapuzón. Hay unos muy baratos y cercanos, por ejemplo, en Puebla, Estado de México, Morelos e Hidalgo.

Lo importante es que pienses qué quieres hacer y con quién. A partir de eso, ¡a buscarle para que no te quedes aburrido entre cuatro paredes!

 Por la Redacción con información de portales

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s