Ciudad de México, México (8 de Agosto de 2021).- El expresidente de México Vicente Fox, de 79 años, y su esposa Marta Sahagún, de 68, fueron hospitalizados en el estado central de Guanajuato tras dar positivo en COVID-19, pero ninguno de los dos presenta síntomas graves, informó el propio Fox a través de su cuenta oficial de Twitter el sábado.

Según un breve comunicado, ambos se internaron “de forma voluntaria” pero se encuentran “estables y en buenos ánimos”.

”Saldremos de esta y pronto retomaremos actividades”, concluye la nota.

Fox, que presidió México de 2000 a 2006 por el ahora opositor Partido Acción Nacional (PAN), es un crítico fuerte del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El mismo viernes, Fox denunció el manejo de la pandemia de parte de las autoridades mexicanas y en especial la gestión del subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell. A través de Twitter, subrayó que a México le hubiera ido mucho mejor con Julio Frenk, quien fue titular de Salud durante su gobierno.

“Nos hubiéramos evitado innumerables males… incluidas muchas, muchísimas muertes”, sostuvo.

“Por cómo está manejando la pandemia (López Obrador) es claro, lo que quiere es irse ya”, escribió en otro tuit.

México se acerca a los tres millones de contagios por COVID-19 y supera las 244,000 muertes confirmadas por una prueba, si bien las propias autoridades reconocen que el número real de fallecidos por causas vinculadas al coronavirus es mucho mayor. Estudios basados en los certificados de defunción plantean una cifra en torno a los 370,000 decesos.

El estado central de Guanajuato, donde vive Fox, se encuentra en nivel medio de alerta y aunque también sufre la tercera oleada de contagios, la incidencia ahí no es tan alta como en la capital del país y algunos estados de la costa del Pacífico.

AP Noticias