CIUDAD DE MÉXICO, MÉXICO (21 de febrero de 2018).- De por sí que es triste que una ballena azul quede atrapada en una playa y muera, pues ahora algunos hicieron más lamentable su comportamiento frente a los restos indefensos.

Fue así que toda la comunidad bióloga-marina de Chile se fue contra la gente que hirió al cuerpo del cetáceo atrapado en la región de Magallanes este fin de semana. Los especialistas calificaron de “doloroso e indignante” que los presentes hayan ‘aprovechado’ la oportunidad para tomarse fotografías con el animal muerto.

En redes sociales fue difundida una foto que muestra a dos mujeres encima de la ballena azul, la cual mostraba “grafitis” hechos con algún tipo de navaja, y que tenían mensajes con “dedicatorias de amor”, esto sobre todo en la parte de la cola.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Víctor Agurto, jefe en funciones de la Unidad de Rescate y Conservación de Especies Marinas del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesa en Chile), lamentó que no exista normativa alguna para sancionar a quienes agredan ejemplares muertos.

“Al morir, solo sancionamos el que elabore o comercialice parte o derivados de estos ejemplares”, apuntó en entrevista para medios locales.

De acuerdo con biólogos, la ballena azul de 21 metros de largo falleció en las cercanías de Punta Delgada; y se desconocen las causas del deceso así como por qué terminó varada si era un ejemplar hembra en buenas condiciones físicas y sin signos de ataque.

“Pudieron ser toxinas marinas, pudo haber sido atacada por una manada de orcas y huyendo tomó una mala ruta y terminó varada en ese lugar; o pudo ser un virus”, adivinó Agurto.

Con información de EFE