Ciudad de México (28 de agosto).- Geólogos calculan que se podría extraer cerca de 3 mil millones de dólares en oro y 3 mil 500 millones en plata del volcán Taupo de Nueva Zelanda. El problema, es que nadie sabe cómo sacarlos de ahí.

El volcán Taupo es uno de los más activos de Nueva Zelanda aunque no ha entrado en erupción desde hace miles de años, y por varias razones no se recomienda excavar, según nos lo explica Wikipedia:

El Taupo produce erupciones riolíticas, con un magma viscoso con un alto contenido de sílice. Si el magma no contiene mucho gas, la riolita tiende a formar solo un domo de lava. Sin embargo, cuando se mezcla con gas o vapor, las erupciones riolíticas pueden ser extremadamente violentas. El magma espumejea para formar piedra pómez y cenizas, que se estallan con gran fuerza.

Si el volcán crea una columna estable que sube muy alto en la atmósfera, la piedra pómez y cenizas soplan hacia los lados, y finalmente caen al suelo, cubriendo el paisaje como una capa de nieve. Si el material expulsado se enfría rápidamente y se vuelve más denso que el aire, no puede elevarse tan alto, y de repente se derrumba al suelo, golpeando la superficie como el agua de una cascada, formando flujos piroclásticos que se propagan sobre la tierra a gran velocidad. Los flujos piroclásticos pueden desplazarse con una velocidad de cientos de kilómetros por hora. 

1405570758076901040

Fotos: patjo, Natalia Pushchina

Desde hace varios años se sabía que el volcán albergaba cantidades inmensas de oro y plata en los mantos más bajos, a varios cientos de metros bajo la tierra; el problema para la extracción, no solamente es el volcán, sino el lago Taupo, que forma parte de la misa reserva.

La única forma de sacar el oro y la plata del volcán, sería desarrollando un método con conductos geotermales en los que se acumularían, pero el gobierno de Nueva Zelanda, desea que sus reservas naturales se mantengan intactas.