Como si hubiera sido extraído de una parte del guión de Los Nobles, el presidente Enrique Peña Nieto propuso un pacto por la paz. Ya lo veo convertido en meme: de los creadores del Pacto por México les traemos el Pacto por la Paz.

La idea, como expelida por la cabeza del personaje encarnado por Luis Gerardo Mendez, postula que se necesita “emprender cambios de fondo, fortalecer nuestras instituciones y sobre todo asegurar la vigencia del estado de derecho en nuestro país”.

MEMEPEÑA

¡Voilá! Seguridad Pactada. ¿Cómo chingados no se les ocurrió antes? Digamos hace unos ocho o veinte años. Pero bueno, las (buenas) intenciones ahí están y el ansiado remanso de paz nos espera a estos remensos compatriotas justo a la vuelta de la esquina. Las muletillas también fueron pactadas para ennoblecer esta bonita disertación.

¿Entonces de lo que se trata es de cerrarle paso a la impunidad? Ajá. ¿Y dice que lo lograremos con la participación de todos? Discúlpeme, señor presidente, pero yo no he recibido ni un solo peso del narco, no formo parte de su red de complicidad ni he traficado con influencia alguna.

Pero volvamos al tema, ¿dijo cerrarle el paso a la impunidad? ¿Cuántos Villanueva, Montieles y Moreiras cobija el partido que lo hizo presidente, señor? Sí ellos representan la impunidad, ¿cómo va a cerrarles el paso? ¿Ya identificó quienes son los artífices de los males que nos aquejan? ¡Mjú! me lo imaginaba. Entonces resulta poco creíble, si no es que una tomadura de pelo descarada, escuchar ahora sobre un pacto por la paz.

Moreirapriistas

Si con Pactos borrásemos de un plumazo a los Villarreal (con todo y sus Montanas), a todos los Abarcas que aún permanecen incógnitos, a los Yarrington por nacer, yo sería el primero en firmar. Ojalá todos nuestros problemas se solucionaran poniendo cara de arrepentimiento y recitando buenas intenciones. Pero la sabiduría popular nos vuelve a restregar la terca realidad en el rostro: el camino al infierno está pavimentado de buenas intenciones.

Consultas de humo

????????????????????????

La Suprema Corte anda imparable. Ha ponchado a los tres partidos políticos que presentaron su propuesta de consulta ciudadana. PRI, PAN y PRD abanicaron de manera tan rotunda que cualquiera pensaría que son de las ligas menores (como René Bejarano. ¡Muajá!)

Los presidentes de cada uno de estos partidos políticos aseveraron que acatarán el fallo, aunque -la verdad sea dicha- no les queda de otra.

“En el grupo parlamentario (del PRI) somos absolutamente respetuosos de la decisión del Poder Judicial. Nosotros habremos de respetar y de seguir las opciones que la sociedad (¿Cuál manito?)”, dijo el lunes el senador Chon Orihuela en entrevista colectiva.

¿Y ahora qué van a hacer, presentarán iniciativa? Le preguntaron al senador priista. “No te tengo una respuesta específica como partido político, no es un tema que hayamos consensado con la dirigencia de nuestro partido político, pero creo que es un tema que nos obliga a reflexionarlo”, respondió.

Si con los siete millones de firmas que presentó César Camacho no hubo suficiente “reflexión partidaria”, entonces no sé que clase de meditación necesiten.

CesarCamachoenmovimiento

Al parecer, los partidos quisieron convertir las consultas ciudadanas en una micro campaña para dar a conocer sus propuestas pero, sin la parafernalia oficial y sobre todo sin el presupuesto para echarla a andar, se convertirán en humo. De tres consultas ciudadanas ninguna ha sido realmente presentada por los ciudadanos. ¿Da un poco qué pensar, no?

Ángel Gallegos ( @gallegoso )