Ciudad de México, México (16 de octubre de 2019).- Desde el viernes pasado, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) envió un requerimiento de información sobre las cuentas bancarias del líder petrolero Carlos Romero Deschamps, su esposa e hijos, a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

La UIF argumentó que el dirigente y sus familiares están en calidad de investigados, en una indagatoria por enriquecimiento ilícito y lavado de dinero.

De acuerdo con allegados al líder de los petroleros, desde el lunes, 14 de octubre se congelaron sus cuentas; lo investigan por el lavado de dinero de 74 mdp y enriquecimiento ilícito por 36 mdp.

Asesores jurídicos de Romero Deschamps, consultados por el diario Reforma, las cuentas del líder sindical; su esposa, Blanca Rosa Durán; sus hijos, Paulina, Alejandro y Juan Carlos Romero Durán, fueron congeladas desde el pasado lunes.

Con información de Agencias