Ciudad de México (14 de agosto de 2015).- El caso de una niña de apenas 11 años de edad a dado la vuelta al mundo, ya que se convirtió en madre de un bebé de tres kilos en un hospital de Paraguay.

La niña de 11 años quedó embarazada cuando apenas tenía 10 años, pero el caso se tornó muy a las autoridades, debido a que la pequeña Milagros, como se llama la pequeña, fue producto de la violación de su padrastro; se tomó en consideración que la jovencita abortara, pero las autoridades rechazaron tal medida.

No puedo dar más datos porque en casos así la ley de defensa de la niñez y la adolescencia protege a la precoz madre”, señaló el médico Carlos Ortega, quien trajo al mundo a la pequeña paraguaya.

El padrastro de la niña de 11 años, Gilberto Martínez Zárate (42), fue detenido en mayo pasado y alojado en la cárcel capitalina de Tacumbú, sometido a proceso por el delito de violación, que contempla penas de 12 a 15 años de prisión, informaron los periódicos locales.